Seleccionar página

El análisis de contexto es fundamental para el sistema de gestión de calidad empresarial porque determina los asuntos internos y externos convenientes a sus objetivos.

Incluso está incorporada en la norma ISO 9001:2015, lo que demuestra que el contexto es una parte clave para ayudar a alinear la gestión y la planificación estratégica.

En las estrategias de comunicación también se requiere el análisis de contexto, por lo que su correcta realización satisface diversas necesidades de la empresa.

Esto implica que la organización debe identificar los factores que impactan en su cultura, objetivos y metas, la complejidad de los productos, el flujo de procesos e información, sus mercados, clientes, entre otros.

Existen diversas herramientas y metodologías para desarrollar el análisis de contexto, como:

  • 5 fuerzas de Porter.
  • Análisis PEST/PESTE/PESTEL.
  • Matriz de Perfil Competitivo (MPC).
  • Matriz de Evaluación de Factores Externos (MEFE).
  • Matriz de Evaluación de Factores Internos (MEFI).
  • Matriz FODA y FOAR.

Y sin importar la que elijamos, debemos centrarnos particularmente en dos aspectos: la satisfacción del cliente y la calidad del producto o servicio.

analisis de contexto agencia comunicacion honduras acerta

Análisis de contexto interno y externo

El análisis del contexto interno debe enfocarse en la gestión y las relaciones con los stakeholders, vinculándolas con la cultura, principios, procesos, comunicaciones y la estructura organizacional.

Con el análisis interno se deben abordar al menos 5 aspectos:

  • Capacidad directiva.
  • Capacidad competitiva.
  • Capacidad financiera.
  • Capacidad tecnológica.
  • Capacidad del talento humano.

En el caso del contexto externo, se deben considerar aspectos como el entorno social, tecnológico, ambiental, ético, político, jurídico y económico. Por ejemplo: cambio en la ley, en el mercado, en la competencia, eventos, reputación corporativa.

Con el análisis externo se deben abordar los siguientes aspectos:

  • Ámbito económico.
  • Ámbito tecnológico.
  • Ámbito socio-cultural.
  • Productos y/o servicios.
  • Ámbito legal.

Según la lógica, dentro de estas áreas se debe valorar todo lo que pueda constituir una amenaza u oportunidad para la empresa.

Niveles de análisis de contexto

Al determinar los elementos de contexto, tendremos datos que no siempre tendrán la misma valoración. Esto se debe a que, de los elementos identificados, algunos serán de nivel estratégico, táctico y otros operativos, que son las tres esferas que generalmente están dentro de una empresa.

En el aspecto operativo, el análisis de contexto brindará orientación de problemáticas y soluciones de corto plazo, remitiéndose su análisis habitualmente a factores internos de la empresa y del contexto externo que están en evolución.

Respecto al nivel táctico, lo más interesante será obtener datos de los factores en el entorno vinculados a los competidores y a programas/proyectos, lo que orientará nuestra planificación para alcanzar los objetivos de crecimiento.

Para la planificación estratégica, el análisis debe extenderse a nivel nacional e internacional, tratando de dilucidar las tendencias y procesos macro, que generarán oportunidades de desarrollo (no de crecimiento).

8 grandes pasos para lograr el análisis

Aunque hay variadas metodologías (como se mencionó al principio) que se pueden y deben aplicar dependiendo de nuestro objetivo a lograr en la empresa, la base de cualquier análisis de contexto debe seguir los siguientes pasos:

  1. Conocer la cultura y todos los aspectos relevantes de la empresa.
  2. Identificar el impacto en el rubro de la empresa de los factores políticos, económicos, sociales, tecnológicos, medioambientales y/o legales, dándose un valor para medirlos.
  3. Analizar cuáles de los factores identificados puede afectar la rentabilidad u operaciones de la empresa (se puede utilizar una fusión de las metodologías PEST y 5 fuerzas de Porter).
analisis de contexto agencia comunicacion honduras acerta

4. Analizar la cadena de valor de la empresa desde el punto de vista de sus stakeholders.

5. Desarrollar un mapa de posicionamiento.

6. Determinar nuestras curvas de valor y de la competencia.

7. Extrapolar tendencias y previsiones.

8. Sacar conclusiones.

Con todo esto decantado, tendremos la base para poder realizar las planificaciones operativas, tácticas y estratégicas con fundamento, para que sea un aporte al desarrollo y crecimiento de la empresa.

Beneficios

  • El análisis del entorno revela los problemas que están allí, pero que se desconocían o ignoraban para no enfrentarlos.
  • Analizar los datos estratégicamente permite crear un impacto en beneficios reales para la empresa.
  • Toda la información que circula a diario puede ser filtrada para encontrarle una utilidad en la toma de decisiones estratégicas.
  • Los datos se convierten en oportunidades de negocios.

Suscríbete a nuestra comunidad

Únete y recibe las últimas actualizaciones. Nunca haremos spam y publicamos cada 2 semanas por lo general.

Te han unido exitosamente